Equipamiento obligatorio para coches en 2018

La mayoría de los conductores no tiene muy claro cuáles son los accesorios y la documentación obligatorios que debe llevar cuando monta en su vehículo. A continuación, recordamos el equipamiento necesario que no debe faltarte cuando te pongas en marcha con tu coche.

Todos tenemos una idea superficial de aquellos objetos y papeles que debemos llevar de forma obligatoria en nuestro automóvil. Como casi todo en la vida, hasta que no llegan los problemas, no somos conscientes de lo importante que es conocer este equipamiento indispensable.

El chaleco reflectante forma parte del equipamiento obligatorio para el coche.

Por ese motivo, en el siguiente artículo te explicamos cuáles son los objetos y la documentación que la DGT estima como indispensables cuando circulemos por cualquier tipo de vía. ¡La seguridad del conductor y de sus ocupantes es mayor con el equipamiento que te detallamos!

Accesorios obligatorios en el coche en 2018

Es probable que no lleves todos los elementos que te mostramos en este apartado. Revisa bien tu vehículo y asegúrate de que esto no es así. De lo contrario tu bolsillo y tu seguridad se verán bastante afectados.

El chaleco reflectante es obligatorio

Aunque parezca una tontería, esta prenda puede salvar la vida de todo conductor en momentos puntuales. Nadie se espera una avería de su vehículo justo cuando circula en carretera. Sin embargo, esta circunstancia nos puede pasar a cualquiera.

Es a la hora de bajarnos de nuestro coche (pisando la calzada o el arcén) cuando el chaleco reflectante juega un papel fundamental. Los demás conductores deben percibirnos con la suficiente antelación cuando nos encontremos en la carretera y, gracias a esta prenda, pueden hacerlo a 150 metros. De esta forma, se garantiza más la seguridad de todo aquel que salga de su automóvil en vías interurbanas.

¿Qué sanción nos espera si no nos ponemos el chaleco reflectante en estas situaciones? El peor castigo de todos es que tengamos un disgusto con otro conductor que no nos vea a tiempo. En el caso de que la DGT detecte esta falta, la penalización será de 200 euros (100 euros con pronto-pago) y la retirada de tres puntos del carné. Como podrás comprobar, ¡no merece la pena salir del coche sin este chaleco!

Hombre con chaleco refelctante llamando a la grúa.

Triángulos de señalización obligatorios

Hablamos de otras piezas claves cuando estamos en las circunstancias que hemos explicado con el chaleco reflectante. El triángulo se convierte en un accesorio fundamental cuando tenemos un accidente o cuando nos quedamos tirados en la carretera con nuestro coche. Permite dar visibilidad a nuestro problema, hecho que evita múltiples accidentes.

La DGT impone la obligación de llevar dos triángulos de preseñalización de peligro. ¿Por qué dos? Puesto que, en el caso de tener un percance en una calzada de doble sentido, debemos colocar un triángulo delante y otro detrás de nuestro automóvil. Cuando la carretera es de un único sentido, solo es necesario colocar uno detrás. En todos los casos, los triángulos deben estar a 50 metros del coche y deben ser visibles a una distancia de 100 metros.

La multa que recibimos si no transportamos dos o más triángulos de preseñalización de peligro en nuestro vehículo alcanza los 200 euros. Es decir, en este caso, no se multa colocar el objeto en la calzada, sino tenerlo disponible en nuestro automóvil.

Triángulo de preseñalización de peligro.

Rueda de repuesto o kit antipinchazos

Los pinchazos en las ruedas son un riesgo que nuestro vehículo corre cada vez que sale a la carretera. Por ello, la DGT impuso durante muchos años como algo obligatorio la rueda de repuesto. Esta era un elemento fundamental que no podía faltar en ningún vehículo.

Sin embargo, con el desarrollo tecnológico, otras opciones se han ganado paulatinamente un hueco en el marco legal, sustituyendo en algunos casos al quinto neumático. Hablamos de alternativas como el kit antipinchazos o la rueda de galleta.

El primero es un equipamiento de herramientas que permite arreglar un pinchazo de forma momentánea y circular hasta el taller más cercano para cambiar el neumático. Por su parte, la rueda de galleta tiene un menor tamaño que la de repuesto y sirve para circular a menos de 80km/h hasta el punto de sustitución de neumáticos más cercano.

Tanta ha sido la popularidad de estos kits y de estas ruedas, que muchas marcas de automóviles comercializan nuevos vehículos con estas prestaciones, sustituyendo a la rueda de repuesto. ¿El objetivo? Ahorrar espacio dentro del automóvil.

Rueda de coche.

A veces las cadenas son obligatorias

Somos conscientes de que las cadenas, como norma general, no tienes la obligación de llevarlas en tu coche. La Guardia Civil no te puede multar si no llevas este complemento de los neumáticos indispensable cuando hay grandes nevadas y heladas.

No obstante, puede haber momentos en los que las cadenas son obligatorias en determinadas vías porque las condiciones climáticas así lo provocan. La DGT se encarga de establecer esta alerta, la cual deben respetar todos los conductores que vayan a circular por esas carreteras.

En estos casos, el hecho de no llevar cadenas puede suponer una multa que alcance los 200 euros. Se trata de una sanción casi inevitable, ¡ya que es probable que te quedes atrapado en la nieve!

Para conocer los tipos de cadenas que existen, cómo se colocan y los consejos imprescindibles para conducir con hielo y con nieve, nuestro artículo “Cómo conducir con hielo y nieve” te sacará de dudas.

Rueda con cadenas para la nieve.

Documentación obligatoria en el coche 2018

A los accesorios del apartado anterior, hay que sumarles una serie de papeles que también hay que llevar encima a la hora de conducir. Descubre a qué documentación nos referimos y evita disgustos innecesarios.

Carnet de conducir

El carnet de conducir es una pieza básica que no debe faltar nunca en nuestra cartera. Como ya sabes, esta tarjeta justifica que estamos cualificados para pilotar el vehículo que estemos conduciendo. Por ello, hay que actualizarla y modificarla cuando sea preciso. ¡Todos los datos deben ser correctos!

Nos podemos encontrar con varias sanciones cuando nos vayan a pedir este documento. Cuando no lo llevamos, la sanción es de 10 euros, no obstante, si lo tenemos pero sus datos están desactualizados -por ejemplo, has cambiado de domicilio y el documento no lo señaliza- la multa ascenderá a 80 euros.

Hay otros dos casos: cuando el permiso esté caducado, la multa será de 200 euros y en el caso de que tengas retirado el carnet, el castigo será de 500 euros y cuatro puntos.

Recuerda que para conducir en el extranjero es necesario el carnet de conducir internacional. Para conocer todos los detalles de este documento, puedes leer nuestro artículo “Carnet de conducir internacional: ¿cómo se consigue y dónde es válido?”.

Carné de conducir.

Permiso de circulación

Este documento también es necesario llevarlo en el vehículo. Hablamos de un pequeño libro de color verde de cuatro páginas donde aparece la información más destacada del vehículo y de su titular. Entre otras cosas, en el permiso de circulación se contemplan los siguientes datos: matricula, marca, fecha de matriculación, número de plazas, el kilometraje del vehículo y la vigencia de la ITV.

Las secciones acumuladas en este libro son trascendentales para identificar el vehículo y a su conductor, por ello, las multas por no contar con dicha autorización ascienden a los 500 euros. Eso sí, en el caso de que dicho permiso exista pero no lo lleves encima, la multa tan solo será de 10 euros.

Nuevo permiso de circulación en España.

Tarjeta de la ITV y adhesivo en vigor

La revisión técnica es una prueba fundamental la cual demuestra que nuestro vehículo está en las condiciones idóneas para circular. Por ello, la DGT obliga a que todos los coches transporten la tarjeta de la ITV. Dicho documento muestra el historial de revisiones que ha experimentado el coche y todos los arreglos que ha sumado con el paso del tiempo.

Con ello, las autoridades podrán cerciorarse de que el vehículo en cuestión tiene las inspecciones técnicas al día. También es obligatorio tener en vigor el adhesivo que muestra el año en el que se llevó la última ITV del automóvil.

¿Cuál es la multa que se puede llevar un conductor que no lleva la Tarjeta de la ITV? Actualmente, es una sanción reducida, ya que el importe a pagar es de 10 euros. Más dinero tendrán que ingresar aquellos conductores cuyos coches tengan caducada la inspección. En ese caso, la cuantía de la multa es de 200 euros.

Para conocer todos los detalles sobre las multas de tráfico: cómo pagarlas, cómo recurrirlas, cuáles son las más comunes, etc., nuestra “Guía sobre Multas de Tráfico” te resuelve todas las preguntas que te puedan surgir. ¡Consúltala!

Tarjeta de la ITV

Entre los documentos que eran obligatorios hace años, debemos destacar el certificado de pago del seguro del vehículo. Este papel era imprescindible y si no lo llevabas encima, la Guardia Civil te podía multar por ello. No obstante, esto cambió hace algunos años y ya no es necesario tenerlo dentro de nuestro automóvil.

Aun así, como ya sabrás, es primordial contar con un seguro para poder circular con el coche. Dicha condición es fundamental para pasar la ITV y para proteger, al menos a un tercero, en caso de accidente. En caso de que circules sin seguro, la multa oscila entre los 601 y 3.005 euros. ¡No te la juegues! El mejor tarificador para este tipo de seguros lo encontrarás en Terránea. Haz click en el banner y encuentra la póliza que más se adapte a tus necesidades.

Si te ha gustado el artículo, te interesan:

Banner comparador de seguros de todo tipo de vehículos: coches, camiones y motos.

Equipamiento obligatorio para coches en 2018
5 (100%) 8 votes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *