Así actúa el mundo del seguro ante la incertidumbre en Cataluña

La vorágine independentista ha generado, más allá del conflicto político, una marejada de preocupación social y económica por el porvenir de las empresas que operan desde Cataluña y por la estabilidad económica dentro y fuera de la autonomía.

Planes de pensiones, ahorros y cuentas bancarias están entre las principales preocupaciones de la mayoría de ciudadanos cuando hablamos de qué sucederá en Cataluña en caso de independencia. Y el mercado asegurador no está exento tampoco de la preocupación surgida por el conflicto catalán y la amenaza de una DUI. AXA, Catalana Occidente, Allianz, SegurCaixa Adeslas, VidaCaixa, MGS, Zurich, Arag, Previsora General, Fiatc, Mussap o Agrupaciò son algunas de las compañías de seguros más importantes que operan en nuestro país y que hasta ahora mantenían su sede social en Cataluña.

Sede Catalana Occidente

Varias compañías han trasladado ya su sede, dada la inseguridad jurídica y económica que ha generado la posibilidad de que se haga efectiva la independencia en Cataluña. Pero antes de entrar a analizar la situación del mundo asegurador y qué supone un cambio de sede social para estas compañías o para el resto de empresas que también lo han realizado -a destacar los bancos-, hay que hablar de la figura del Consorcio de Compensación de Seguros.

El papel fundamental del Consorcio, a prueba de sedición

Al estallar el conflicto catalán y hacerse patente la posibilidad real de una declaración unilateral de independencia muchos nos preguntamos qué sucedería con los planes de pensiones y planes de ahorro depositados en las aseguradoras con domicilio Social en Cataluña. La respuesta es que, al igual que en el sector financiero, existe un paraguas de protección de los depósitos por parte del Banco Central Europeo y del Fondo de Garantía de Depósitos.

LOGO ADESLAS

En el caso del sector asegurador español este paraguas y la protección que ofrece se corresponde con una entidad pública: el Consorcio de Compensación de Seguros. Una entidad de la que ya os hablamos en un artículo anterior y a cuya protección tienen derecho todos los asegurados que, a través de su recibo de seguro, han abonado el correspondiente impuesto.

Como ya se explicó en el citado texto, el Consorcio de Compensación de Seguros se encarga de abonar las indemnizaciones derivadas de siniestros producido por acontecimientos extraordinarios (inundaciones, embates de mar, tempestad ciclónica atípica,…). Así como los ocasionados violentamente como consecuencia de terrorismo, rebelión, sedición, motín y tumulto popular, o hechos o actuaciones de las Fuerzas Armadas o de la las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en tiempos de paz.

¿Qué pasaría con mi plan de pensiones?

Otra de las funciones del Consorcio es la de garantizar las obligaciones de las entidades aseguradoras por haber sido declaradas judicialmente en concurso o por estar sujeta a un procedimiento de liquidación intervenida. De forma que, si un asegurado tiene su plan de pensiones con una aseguradora y esta quebrase, sería el Consorcio de Compensación quien se encargase de la liquidación de la entidad aseguradora. De forma que el asegurado tendría protección sobre las cantidades depositadas.

¿Qué pasa con mis seguros si mi compañía tiene su domicilio social en Cataluña?

En el caso de una Cataluña independiente, qué sucederá con las entidades que tengan su sede social allí es algo incierto. Tanto es así que la incertidumbre ha causado la reacción inmediata de la mayoría de entidades que allí operan.

En teoría, el nuevo país seguiría recaudando y abonando a una entidad pública española el impuesto del consorcio. Según las instituciones actuales el sistema asegurador, incluyendo Cataluña, seguiría funcionando igual que hasta ahora. Pero existe el temor de que quedasen sin la protección del Consorcio los asegurados que tienen su patrimonio, plan de ahorro, plan de pensiones o seguro de vida en una entidad aseguradora con domicilio social en Cataluña.

Por esta razón, la inestabilidad política está llevando a las aseguradoras situadas en Cataluña a realizar cambios de sede social: Adeslas, Catalana Occidente, Vidacaixa, AXA, MGS o Divina Pastora son sólo algunas de las primeras en anunciar su salida de la región, trasladando sus sedes sociales a Madrid, Bilbao o Zaragoza. Mientras que otras multinacionales como la alemana Allianz o la suiza Zurich han anunciado también sus planes de contingencia para salir de Cataluña en caso de independencia. El CEO de esta última, Vicente Cancio, aseguraba al respecto que abogan por “que se mantenga la seguridad jurídica e institucional”.

Qué sucederá a partir de ahora con Cataluña y su situación política es una incógnita. Lo que sí está claro es que mientras se mantenga esta situación la mayoría de entidades van a continuar tomando el mismo camino. Que no es otro que el de tratar de asegurar a sus clientes un mínimo de seguridad sobre sus ahorros y coberturas contratadas. Lo que no está claro es qué podría suceder con aquellos bancos y aseguradoras que no den el paso de trasladar su sede en caso de hacerse efectiva una DUI en territorio catalán.

Así actúa el mundo del seguro ante la incertidumbre en Cataluña
3 (60%) 4 votes

Un comentario

  1. Buenos días. En mi opinión, el Consorcio, desde el momento que recaudó una prima por una cobertura (iba dentro de la prima general que pagó el asesgurado), está obligado a responder de la misma independientemente de DUIs o no DUIs y del domicilio social de la compañía. En caso contrario, debería hacer un extorno de todo lo recaudado a fecha desde la que dejó de dar cobertura.
    Eso para el ejercicio presente, para futuros, el dinero que no se pagaría al Consorcio, le serviría a las compañías que quedasen fuera de su paraguas, para contratar un reaseguro con las mismas coberturas, pero probablemente más barato al poder acceder al mercado y no tener la obligación de tratar con un ente único oficial que no compite con nadie.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *