Husky Siberiano

PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS

¿Alguna vez has visto un Husky Siberiano? Si la respuesta es afirmativa, reconocerás que no poder olvidar su mirada penetrante y misteriosa, su pelaje, y su aspecto fuerte y adorable.

Esta raza refleja en su aspecto el tipo de hábitat en que vivía y las labores a las que estaba destinada. De este modo, su pelaje grueso (que puede ser de cualquier color) se conformó a lo largo de los años, como el ideal para resistir las temperaturas extremas. Además, su carácter adiestrable y amistoso, hicieron de él un perfecto compañero de trineo y amigo del hombre en la búsqueda de comida.

Otros rasgos destacables de su físico son su cabeza ancha, una altura de entre 55 y 70 cm, y su tamaño mediano. Además, destacan sus ojos, pudiendo presentar heterocromia: un color distinto en cada ojo (aunque generalmente se muestran marrones o azules)

Husky canadiense

El Husky Siberiano es tradicionalmente conocido por la buena relación que mantiene con niños, adultos y otros perros. Se trata de una raza familiar y afectuosa, no apta para la protección o detección de intrusos.

Al ser un perro ligado en sus orígenes al servicio del hombre, la adiestrabilidad forma parte de su carácter. Es importante educarle desde pequeño para poder potenciar esta docilidad.

En todo caso, si hay algo especialmente destacable en su modo de actuar es su tendencia a la actividad física y su resistencia. Esto les lleva a escaparse y recorrer grandes distancias, si tienen oportunidad, en ausencia de su dueño. Por ello, si tienes un Husky no olvides la vigilancia y la correa para evitar disgustos.

HISTORIA

La tribu Chukchi, que habitaba en Rusia, fue pionera en la crianza del Husky Siberiano. Su necesidad de un perro de compañía fiel, y que además pudiera tirar del trineo y resistir las bajas temperaturas, les llevó a escoger a esta raza. El servicio indispensable para la supervivencia de la tribu, les llevó a venerarlos y a convertirles en parte irremplazable de la familia.

En 1905 llegaron a Alaska. Fue aquí, cuando en el año 1925 una epidemia de difteria afectó a una gran parte de la población. Concretamente en Nome, los 30 grados bajo cero de media y el aislamiento del pueblo del resto de Norteamérica, se cobraron la vida de muchas personas.

Fue entonces cuando una centena de huskys siberianos se lanzaron a la heroica misión de cruzar el estrecho de Bering para traer el suministro de antitoxina, necesaria para vencer la enfermedad.

¿Te suena el nombre de Balto? Fue uno de los perros más famosos que demostraron su increíble fortaleza en la misión. Existen, incluso, varias películas que muestran su inigualable colaboración.

Tras todo ello, en 1930 el American Kennel Club reconoció oficialmente la raza.

CURIOSIDADES

Por su participación en el transporte de medicamentos hasta Nome, en Central Park (NY) se erige una estatua que rememora la increíble labor de Balto.

Cachorro en la nieve

Pese al amor que demostró la tribu Chukchi hacia estos animales, su necesidad de alimentación y supervivencia, les llevó a elegir solo a los individuos más aptos. Por ello, muchas veces sacrificaban a las hembras que no valían para la reproducción y evitaban el mantenimiento de los machos que no mostraban fortaleza y resistencia.

CUIDADOS BÁSICOS Y ALIMENTACIÓN

Pese a su vitalidad, ten en cuenta que el Husky se acostumbró a comer poco en periodos largos de tipo. Por ello, basta con 450 gramos de alimento completo seco (aunque las necesidades individuales deben ser tenidas en cuenta).

Recuerde que el nivel de proteínas debe rondar el 25%, y revise que el pienso seleccionado tenga vitaminas y minerales suficientes.

Se recomienda repartir la ración diaria en dos dosis, e intentar no modificar la dieta. En caso de que sea necesario el cambio de alimento, mezcla la variedad nueva y la antigua y toma tiempo para la transición. Evitarás problemas digestivos.

Además, los alimentos crudos también pueden ser una importante fuente de energía. Pollo, pescado y carne de venado, pueden ayudar al desarrollo de tu husky.

En cuanto a las condiciones climáticas, recomendamos evitar su exposición a las temperaturas muy altas. Recuerda que es un perro ligado a la nieve y al frío, y aunque muda su pelo y puede acostumbrarse a las temperaturas más cálidas de primavera y verano…evitar el calor excesivo es fundamental.

EJERCICIO FÍSICO

Su tendencia a caminar largas distancia en el pasado le lleva a ser un perro especialmente activo. SI no te gusta el ejercicio y pasear diariamente, el Husky no es el perro más adecuado para ti. En cambio, si eres un amante del deporte… ¡adelante, a ver si consigues seguir su ritmo!

SALUD

Los huskys siberianos gozan de una excelente salud. Ahora bien, existen ciertas enfermedades que pueden afectarles, especialmente problemas oculares: cataratas, distrofia de córnea o glaucoma (aumento de la presión intraocular que produce degeneración de retina y nervio óptico)

Para evitar los daños oculares procura la limpieza de la zona: con una gasa seca retira legañas, pelos o la suciedad que encuentres. En caso de no ser suficiente, puedes humedecer la gasa con agua templada o suero fisiológico.

En caso de surgir alguna de las enfermedades, acuda al veterinario para un tratamiento especializado.

BELLEZA E HIGIENE

El abundante pelo del Husky Siberiano hace necesario su cepillado diario, especialmente en época de muda. Si no lo realizas correctamente, las dos capas que presentan lucirán en mal estado.

Si tienes alergia al pelaje canino, opta por otro tipo de perro con pelo más escaso y corto… pero no te niegues a su mantenimiento básico una vez que hayas adoptado un Husky como mascota.

Finalmente, el baño cada mes y medio será suficiente para mantener la protección natural de su pelaje.

CONSULTA TAMBIÉN

Comparar precios

  • Resuelve tus dudas con uno de nuestros expertos en seguros.
  • Este servicio está disponible de Lunes a Viernes, de 8 a 21:30h.
  • Puedes llamarnos al 916 40 30 01 si lo prefieres.
Primero, necesitamos tus datos
Y ahora, ¿cuándo prefieres que te llamemos?
Haciendo click en "Llamadme" acepto la